Cada 8 de septiembre se conmemora el “Día Internacional del Periodista”, en homenaje al periodista checo Julius Fucik, asesinado por los nazis el 8 de septiembre de 1943.

Fucik, redactor de las publicaciones Rude Pravo y Tvorba en donde publicó temas sociales y culturales, había nacido en 1903 en Praga, al seno de una familia obrera. Estudió filosofía y en 1921 entró al partido comunista.

Cuando Hitler entró en Checoslovaquia en 1938 Fucik publicó con seudónimo, pero fue encarcelado en 1942 mientras participaba en la resistencia contra el nazifascismo. Luchó desde la cárcel y en Panktac escribió Reportaje al pie de la horca, libro que en 1959 le valdría para el galardón póstumo del “Premio Internacional de la Paz”.

Sacado hoja por hoja de la cárcel, el reportaje fue publicado en 1945, con gran resonancia mundial al ser traducido a setenta idiomas. El verano de 1943 fue trasladado a Berlín y ejecutado en la cárcel de Plötzenzee, poco tiempo después.

Pese a las torturas, nunca dijo una palabra. Entonces apuntó: “Ahora ya puedo contar con más tranquilidad los golpes. El único dolor que siento es el de los labios, mordidos por mis dientes”. Y antes de ser ejecutado escribió: “Hombres, os he amado. ¡Estad alerta!”.

Desde 1958, en el IV Congreso de la Organización Mundial de Periodistas (OIP), en Bucarest Rumania, se estableció el 8 de septiembre como Día Internacional del Periodista. En memoria de Fucik por sus letras, su valentía, su heroísmo y cumplimiento del deber; sus ideas claras de victoria en la lucha de los pueblos contra el fascismo, y por la libertad.

Esta fecha funciona para resaltar la importancia de la profesión, en su búsqueda de la verdad y defensa de la libertad de expresión. En varios países se rememora, así como la “libertad de expresión”, donde cada uno tiene una fecha conforme a su historia.

Más ahora, cuando en México por ejemplo se asesina periodistas como país en guerra declarada, solo por el ejercicio de la profesión, sin descartar el clima de impunidad.

Siquiera porque México asiste a una nueva etapa, el gobierno se muestra indiferente a la problemática de los periodistas, como los anteriores que gobernaron durante 80 años el país. Aquí estaremos, presentes, para exigir cuentas claras y cese a los atentados contra los periodistas que dan su vida por la libertad y el derecho a ser y estar informados.

Publicado 8 de septiembre de 2019.


Redacción